Se derrumba loza en medio de protesta de estudiantes del Liceo de Aplicación y el Tropezón estaba en las inmediaciones

Se derrumba túnel que une dos edificios del Liceo de Aplicación, a eso de las 09.29 horas del 28 de Agosto 2008, momento en que se dio la alarma general a los organismos de emergencia por derrumbe al interior establecimiento ubicado en calle Cumming, resultando heridos 24 jóvenes de diversa consideración.

El accidente se originó cuando alrededor 150 alumnos ocuparon un pasillo cuya loza cubría un túnel que une dos edificaciones del Liceo de Aplicación, alumnos que en medio de una protesta por mejoras en las deterioradas instalaciones del establecimiento, procedieron a saltar y gritar consignas en contra del Director Eusebio Milla por más de 20 minutos, cuando de improviso se derrumbo parte de la loza, cayendo al vació desde una altura 2.5 metros unos 35 jóvenes, de los cuales 24 resultaron con lesionados de diferente consideración.

Juan P., alumno del Liceo de Aplicación, comentó que se encontraba cerca del lugar de donde se abrió un agujero en el pasillo que se tragó a varios alumnos que estaban saltando. Primero, dice Juan, se escuchó un fuerte ruido, luego unos segundos de silencio y después muchos gritos de auxilio, resultando el lugar rápidamente cubierto de una gran nube de polvo; los demás alumnos que estaban saltando arrancaron despavoridos del lugar, después llegaron profesores que comenzaron auxiliar a los que cayeron al hoyo, finalmente me obligaron a evacuar el edificio y una vez fuera, el lugar se llenó carabineros, bomberos y gente de la salud que comenzaron a sacar alumnos en camilla.

Alberto Salas Riberos, corresponsal del Tropezón, que casualmente se encontraba en el sector en donde se ubica el Liceo de Aplicación, percibió que algo grave había pasado al interior del establecimiento, ya que en medio de un gran desorden salían estudiantes al frontis de la escuela, para que minutos después todo el espacio se llenara de ruidos de sirenas de vehículos de emergencia de carabineros, bomberos y ambulancias, organismos que una vez en el lugar asumieron el control de la situación e impusieron el orden para comenzar a trasladar alumnos en camilla a los centros de salud en medio del nerviosismo de alumnos y profesores. Algunos padres y apoderados llegaron con prontitud al enterarse por los medios de prensa de lo acontecido y requerían información de sus seres queridos.

Las autoridades académicas decidieron suspender las clases hasta el próximo lunes 8 de septiembre, de modo de hacer una evaluación, por expertos en la materia, sobre el nivel de riesgo a la seguridad escolar que presenta el establecimiento, precisó el subsecretario de educación Cristian Martínez.

Según lo expuesto por el periódico electrónico del Senado, los senadores integrantes de la Comisión de Educación, senadores Carlos Cantero y Ricardo Núñez, sostuvieron que lo sucedido en el Liceo de Aplicación, abre el debate y la necesidad de revisar la educación municipalizada, en donde además el senador Núñez agregó que las falencias en infraestructura que registran algunos establecimientos educacionales emblemáticos en el país, se podrían solucionar con la existencia de una empresa del Estado que se dedique a la construcción de estos recintos y que esté en condiciones de enfrentar rápidamente el deterioro de los colegios.

Por su parte el vicepresidente del centro de alumnos del Liceo de Aplicación, Nicolás Manríquez, advirtió que los estudiantes movilizados no retomarán las clases el próximo 8 de septiembre si los integrantes de la actual administración del establecimiento aún siguen en sus cargos, encabezada por su director Eusebio Milla, a quien responsabilizan de forma directa del derrumbe y de tener en estas condiciones al liceo, comentó el estudiante a radio Bío Bío.

En Pudahuel esta situación también generó inquietud en algunos apoderados de la escuela Alexander Graham Bell, quienes recordaron que a este establecimiento le construyeron un segundo piso a partir de la infraestructura antigua del primer piso.

Video del momento del derrumbe: